Colin H Arthur

Solapas principales

Un Curriculum que da miedo.

Nace en Guildford (Sur Gran Bretaña) en 1943. Criado en una familia de artistas, su padre es pintor y su madre escultora,estudia en la Escuela de Arte de Guildford. Ya desde joven se aprecia su personalidad inquieta y su genialidad creadora, muy pronto empieza a trabajar como escultor y con 24 años dirige el taller de escultura de Madame Tussaud en el que introdujo nuevos materiales y técnicas.
Allí es donde surge su primer contacto importante con el cine, pues los creadores de “2001 Odisea en el Espacio” buscaban por todo el mundo a alguien que supiera trabajar perfectamente los rostros, en esta búsqueda se dirigen a este taller de escultura donde se encuentra Colin H.Arthur. En Colin encuentran a la persona perfecta capaz de crear la máscara de los simios, tanto por su genialidad a la hora de interpretar los rostros como por su manejo de materiales especiales como la espuma.
Tras este gratificante encuentro, Colin definitivamente se ve cautivado por el cine, y muy especialmente por la ciencia-ficción, fantasía y terror, al que se dedica íntegramente desde entonces. Amplía sus conocimientos en maquillaje, ordenadores, electrónica, mecánica e hidráulica; lo que le permite la creación de un universo muy particular y fantástico y sus muñecos absolutamente conmovedores.
No menos interesante fue su experiencia con la película “La Historia Interminable”. Los creadores de la película buscaban un diseño para los muñecos. Cuando vieron el caracol creado por Colin, era tan genial, que decidieron que fuera él quien creara el resto de los muñecos que aparecen en el film.
Su relación con el cine siempre ha sido intensa: desde 1967 hasta la fecha ha participado en casi trescientas películas (James Bond, Alien, Conan, El imperio del sol, La historia interminable 1 y 2) y ha trabajado con actores como David Niven, Peter O’Toole, Trevor Howard, Peter Sellers, Sean Connery, Vincent Price, Burt Lancaster, Sharon Stone, Ben Kingsley, Jane Seymon, Pierce Brosnan, Greta Saachi y Arnold Schwarzeneger, entre otros). Ha trabajado por todo el mundo.
En 1989 ganó el Goya por la “Grieta” y fue nominado en 1998 por “Abre los ojos” y en 2003 por el cortometraje “El Espantapajaros” y por la película “Hable con ella” de Pedro Almodóvar. También tiene en su poder una nominación a los Oscar.
Algunos Premios y Menciones
1976 Festival de cine de Cannes: Mención especial por los efectos especiales de la pelicula “The blood of Hussain”
1989 Premio Goya por los efectos especiales en “La Grieta” de Juan Piquer
1991 Premio Metrópolis por la contribución a los efectos especiales en la industria del cine durante más de 25 anos.
1991 Oscars Hollywood: nominación a los Oscars por los efectos especiales en “Chernobyl the final warning”
1991 ACE Award America por “Chernobyl the final warning”: Efectos especiales y efectos de maquillaje.
1991 Mención por efectos especiales en Chicago, Cairo, Madrid y Cannes: supervisor efectos especiales en “La viuda negra”
1994 Lyon’94: Premio de bronce por el efecto de un cráneo explotando.
1995 Festival de cine de Cannes: Premio a los efectos de maquillaje por la publicidad para el Ministerio de Transporte de Portugal.
1998 Berlinale Berlin: Premio a los efectos por rinoceronte mecánico creado para publicidad Renault Kangoo.
1998 Nueva York: Premio oro, Producers Association, al ingenio y creatividad por rinoceronte de la publicidad Renault Kangoo.
1999 Premio Goya: nominación a los efectos de maquillaje en “Abre los ojos” de Alejandro Amenábar
2002 Cáceres Semana Fantástica y de Horror: Contribución a la industria de los efectos especiales
2002 Festival de Cine de Badajoz: Mención especial del jurado por “El espantapájaros”
2002 Peñíscola, International Comedy Film Festival: Premio de la audiencia por “El espantapájaros”.
2002 New Film Maker’s Platform Madrid:premio por la dirección de arte en “El espantapájaros”.
2002 Premios Goya: nominación a los mejores efectos de animatronics y a los efectos especiales en “Hable con ella” de Pedro Almodovar.
2002 Premios Goya: nominación al mejor cortometraje por “El Espantapajaros”

"Pienso que el maquillaje y los efectos especiales es una parcela en continua evolución. La informática perfecciona nuestros trabajos y amplía nuevos campos. Pero no debemos abandonar el aspecto artesanal, pues lo más importante será siempre la concepción y para eso se necesitan tanto manos como cerebros. Creo que ambas vías se complementan y evolucionan juntas en favor del espectáculo cinematográfico."
Colin H. Arthur